La Moneda de Pérez

HISTORIAS DE RATONCITO PEREZ (CUANDO EL DIENTE COMENZO A MOVERSE)

Hace dos días Lucas empezó a notar que uno de sus pequeños dientes de leche se movía.

Menos mal que Mario, uno de sus mejores amigos del cole, le explicó lo que iba a pasar a continuación.

Se preocupó cuando supo que se pequeño diente acabaría por caerse, y cuando le recogimos por la tarde era un auténtico manojo de nervios.

Lo primero que quiso saber era quien era ese Ratoncito Pérez. Los ratones que había visto en las tiendas de mascotas parecían ser muy diferentes a él. ¿Un ratón que recoge dientes? ¿y qué hace con ellos? ¿un ratón que habla?... y, sobre todo, si esto es algo que les pasase a todos los niños y niñas.

Le tranquilizó bastante cuando le explicamos que desde hace muchos, muchos años, Ratoncito Pérez se dedica a cambiar los dientes de leche que se les caen a todos los niños y a las niñas por preciosas monedas.

Le explicamos también que se estaba haciendo mayor y que el diente que se estaba moviendo iba a ser el primero de muchos que cambiaría por dientes definitivos.

Le explicamos que ese ratón mágico y laborioso llamado Pérez entraría en su habitación cuando el diente cayera y que para eso pasara, tenía que dejarlo bajo su almohada. Entonces y solo entonces dejaría una Moneda con el nombre de Mario grabado en ella.

El diente sigue moviéndose y Lucas no para de hacernos preguntas…


Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información